WORKSPACES

chairs-2181951_1920

Hoy en día nadie duda de que una oficina bien diseñada y construida aumenta la felicidad y la productividad de los trabajadores. Por lo que es importante tener en cuenta todos los factores posibles, así como conocer de primera mano la normativa específica, para no dejar ningún cabo sin atar.

Durante la fase de diseño será fundamental determinar las actividades que se realizaran en el interior de las instalaciones y qué requisitos son necesarios para la configuración de los puestos de trabajo.

Diferentes estilos:

  • Modulares: planta dividida en muchas oficinas individuales, adecuadas para el trabajo individual, que no requiere intercambio de información.
  • Open space: grandes espacios abiertos no divididos con múltiples puestos de trabajo. Adecuados para grandes grupos de trabajo.
  • A zonas: planta subdividida por zonas. Adecuada para grupos de trabajadores cuya actividad implique un intercambio constante de información.
  • Mixtas: compuestas por un espacio flexible, donde encontramos zonas para el trabajo grupal y el individual.

¿Te ayudamos?

Nos encantaría ayudarte en tus grandes proyectos. No dudes en ponerte en contacto con nosotros para que podamos valorar nuestra colaboración.